Optimización de los costos y del rendimiento para los tiempos de incertidumbre

By Kim King and John Campbell -

man smiling and talking on phone while sitting at desk

La inestabilidad comercial se presenta de muchas maneras. A medida que continúa la pandemia de COVID-19, seguimos enfrentando muchas formas de inestabilidad: cultural, económica, ambiental e industrial. Se les pide a los sistemas de TI que se esfuercen más que nunca para brindar support al ambiente impredecible y cambiante. Independientemente de si necesita expandir o reducir su negocio, la infraestructura de TI debería desarrollarse para poder responder a los cambios en la carga y a las condiciones comerciales, al tiempo que se mantiene una posición ideal en cuanto al rendimiento y la rentabilidad.

En esta época de incertidumbre, empresas de todo tipo se ven afectadas de maneras inesperadas, tanto positiva como negativamente. Algunas empresas experimentan aumentos repentinos de tráfico, ya que millones de personas trabajan, compran y se entretienen en sus hogares, mientras otras necesitan reducir de forma rápida sus recursos para igualar la disminución del tráfico, debido a los continuos cierres o a la retracción comercial. Hasta los sistemas gubernamentales locales y federales experimentan una sobrecarga en los equipos heredados por la reactivación extraordinaria del uso. Las causas fundamentales de estas fallas bajo presión, en general, se deben a las aplicaciones tradicionales de TI de propiedad privada y aisladas, a los procesos obsoletos y a las operaciones que exigen el uso exhaustivo de los recursos.

 

Desafíos comunes de la infraestructura de TI

Aunque las condiciones pueden cambiar, una infraestructura diseñada y optimizada de forma adecuada les permite a las empresas adaptarse mejor a los patrones de uso impredecibles. Al tratar de aprovechar al máximo su infraestructura de TI, las empresas suelen enfrentarse a uno de estos desafíos, o a todos ellos:

 

Rendimiento a escala

Mantener aplicaciones de alto rendimiento a cualquier escala requiere que una infraestructura se diseñe para que sea flexible y receptiva. Lamentablemente, solo sabrá que se trata de un problema cuando sea un problema: tiempos de respuesta lentos, experiencia del usuario deteriorada, fallos en los sistemas y otros fallas tecnológicas. Por ejemplo, durante un aumento en el tráfico, su aplicación web no puede mantenerse a la par con el volumen, lo que disminuye la experiencia del cliente y paraliza las operaciones. Las pruebas, el monitoreo y la puesta a punto lo ayudan a mantener la misma experiencia de sus aplicaciones basadas en la nube y en la web, a pesar de los cambios en el tráfico.

 

Optimización y control de costos

Gartner estima que la mayoría de las empresas gastan un 70 % de más en la nube. Adaptarse rápidamente para satisfacer el aumento o la disminución de la demanda puede estimular el gasto excesivo en recursos de la nube no utilizados o desaprovechados, y no sentirá el impacto hasta que llegue la factura. Existe una solución: diseñe su infraestructura de la nube solo para usar los recursos necesarios. Para estar seguro de que no está gastando de más, incorpore notificaciones para que le adviertan sobre los aumentos inusuales en el uso y le ofrezcan análisis que pueda usar para corregir su gasto. 

 

Falta de experiencia

Es posible que los profesionales con la capacidad de mantener su ambiente optimizado y con un funcionamiento eficaz sean escasos y costosos. En épocas más tranquilas, tiene tiempo para encontrar el equipo correcto que lo ayude a aprovechar las oportunidades de optimización y modernización para mejorar el rendimiento y el costo. En tiempos difíciles, poder disponer de la experiencia correcta puede ser más complejo, pero es incluso más necesaria para que pueda responder con mayor rapidez y reducir el impacto en su empresa.    

 

Enfrentar la incertidumbre con soluciones que ofrecen seguridad

A medida que se prolongan estos tiempos difíciles, es más importante que nunca confiar en las estrategias y las soluciones de TI que son seguras y han demostrado garantizar la continuidad comercial y la experiencia del cliente. Su estrategia debería poder tratar la disrupción a corto plazo y adaptarse a la inestabilidad a largo plazo.

Para ayudarlo a lograr eso, hemos combinado nuestra experiencia y nuestras sólidas alianzas tecnológicas en un servicio de Optimización de costos y rendimiento. Este servicio lo ayuda a mantener la continuidad comercial en un escenario económico cambiante y a prepararse mejor para el futuro. Los servicios incluyen lo siguiente:

  • Acceso a la experiencia que necesita para alcanzar una infraestructura escalable y rentable
  • Evaluación de su ambiente actual para garantizar que su infraestructura esté diseñada para escalar de manera receptiva los cambios en la demanda
  • Recomendaciones de expertos sobre la plataforma más adecuada para lograr el óptimo rendimiento de la aplicación a su nivel de precio elegido
  • Servicios de administración de nube personalizables
  • Conocimiento profundo de los gastos en la nube y pautas para reducir los costos
     
Controle su gasto de TIMás información